Acción crítica en educación

La escuela actual

Posted in Uncategorized by JuanV on 19 febrero 2009

De las peores cosas que ocurren en este desastroso mundo de la educación actual es la falta de perspectiva, o lo que es peor, la descorazonadora certeza de un futuro negro como el tizón, con perdón de los tizones.

En la inmensa mayoría de los centros, en gran parte de sus clases, los profesores estamos llegando a un estado en el que nos vemos obligados a limitarnos a explicar lo que toque de la mejor manera posible, repetir y aclarar lo que haga falta si se tercia, y poco más. Es decir, que dado que de nada sirve exigir que los alumnos estudien, porque nada ocurre si no lo hacen, y además promocionan de todas formas si no ese año al siguiente, porque sólo se puede repetir una vez, entonces acabamos rindiéndonos a no exigir nada. En los mejores casos medio hacen los ejercicios que proponemos en clase y nada más, porque tampoco podemos contar con que hagan algunos deberes en casa, entre otras razones porque nada ocurre si no los hacen, con lo que cada vez son más los alumnos que no se molestan en hacerlos. Antes servía la amenaza del suspenso, pero ahora ya ni eso.

Cuando un alumno ha suspendido una materia como Lengua o Matemáticas cursan durante el curso siguiente Refuerzo de Lengua o Refuerzo de Matemáticas, o sea salen de la clase ordinaria de esa asignatura para asistir a una clase de repaso y volver a ver temas del curso anterior. Como tienen que faltar a la clase ordinaria del curso actual en el que están matriculados y como lo que no hicieron durante todo el curso anterior es difícil que lo hagan en unas cuantas horas añadidas, los resultados son en la mayoría de los casos malos o muy malos: ni recuperan el tiempo perdido en la asignatura del año anterior ni sacan provecho de la signatura de este curso.

Como se comprenderá, cuando este proceso se repite durante los cuatro años de la ESO, lo que ocurre con mucha facilidad, nos encontramos ante un caso claro de fracaso: no se obtendrá el título y se habrá perdido un tiempo precioso que el alumno podría haber aprovechado mucho mejor preparándose para un oficio. Ahora sale al mercado laboral sin título, sin cualificación alguna y sin saber hacer absolutamente nada: son carne de precariedad laboral, de paro y de cañón.

Y el futuro será así para un gran número de alumnos mientras no cambie el sistema. Pero como no parece que vaya a cambiar, entonces el futuro es desesperanzador, falto de perspectivas y, como decimos, bastante negro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: